Lo que nadie te cuenta antes de comprar una plantilla para tu página web

Lo que nadie te cuenta antes de comprar una plantilla para tu página web

Lo que nadie te cuenta antes de comprar una plantilla para tu página web

Ya estás decidido.

Vas a montar por fin tu página web.

Tienes claro que no quieres usar las plataformas tipo wix, weebly, jimdo, 1&1, etc.

Quieres ser dueño de tu sitio web, no depender de terceros.

 

Has estado leyendo en internet y estás considerando la opción de hacer la web quizás en Wordpress.

Mientras sigues dándole vueltas, te pones a buscar una plantilla que te guste y sea adecuada para tu proyecto.

Esta tarea ya te parece titánica. ¡Hay miles de plantillas! ¿Cuál elijo, si hay muchas que parecen modernas y muy completas?

 

Si te das una vuelta por los principales bancos de plantillas para páginas web, verás mucho de esto:

 

Plantilla web impactante

Plantilla web impactante

Se han puesto en tendencia las plantillas que en la portada aparece un vídeo ocupándo todo el espacio. Un ejemplo de esto es, por ejemplo, paypal.

Este diseño puede ser impactante, pero hay que tener en cuenta tu tipo de proyecto:

  • Qué ofreces con tu web.
  • ¿Vendes producto o servicio?
  • ¿Es digital o físico?
  • ¿A que público te diriges?

Ten mucho cuidado con distraer a tus lectores.

Clarifica qué es más importante para ti, que se entretengan con el vídeo o que lean lo que les quieres decir y hagan click donde tú quieres.

El vídeo debe apoyar este objetivo, pero si no lo haces bien, puedes arruinar tu estrategia con la web.

 

Por otro lado, un vídeo de ese tamaño pesa mucho. Tendrás que saber cómo optimizar el tamaño del vídeo para que no pierda calidad.

Aún así, la velocidad de carga de tu web se va a resentir, y esto Google lo penaliza para posicionarte en las búsquedas.

 

Plantilla web muy visual

Las imágenes son importantes, qué duda cabe.

Pero, en una página web, lo son para ilustrar, para apoyar el contenido.

Una persona que llega a tu página web no va a conectar con lo que ofreces viendo fotos bonitas.

Las fotos bonitas tienen que estar, para darle la emoción y la representación gráfica de tu mensaje, pero no lo dejes todo en manos de las imágenes.

Plantilla web muy visual

En esta plantilla ves una sección donde sólo hay imágenes. Al pasar el ratón por encima, aparecen 2 símbolos.

Precioso. Muy llamativo tanto la disposición de las imágenes como el efecto al pasar el ratón.

Pero...

¿Te queda claro qué ofrecen?

¿Harías click en una imagen en concreto?

Aseguro a que jugarías un poco con el efecto, y con suerte, probarías a hacer click en alguna foto (e icono) al azar para probar.

Eso si eres aventurera/o, porque lo normal es que la gente no haga click si no está seguro de a dónde le llevan.

Con una web así, las personas que visiten tu web se perderán lo que les quieres contar, y se irán igual que como vinieron.

 

Plantilla web multiusos

Pero sobretodo, lo que más abunda es este tipo de plantillas web es la plantilla multiusos. Aquella que no está enfocada a una actividad concreta, sino que tiene de todo para que le sirva a todo el mundo.

Estas plantillas incluyen un amplio abanico de posibilidades: blog, portfolio, 5 tipos de cabeceras, otras tantas 5 portadas diferentes, versión de una sola página, tienda online, noticias, etc.

Es posible que estés pensando ¿Dónde está el problema? Cuanto más incluya mejor no?

Pues la respuesta es que no.

Cuantos más elementos incluya, más código tendrá esa plantilla.

Después de seleccionar la portada que te guste más, el código de las otras 4 portadas que no elegiste seguirá estando ahí aunque no lo veas.

Todos esos archivos y código extra se estarán cargando cada vez que se accede a tu página web.

Te pongo el ejemplo de los 5 tipos de portada.

Pero mira el número de opciones que incluye la plantilla de la imagen, y hazte una idea de la cantidad de código extra que va a cargar tu página web para nada.

 

Plantilla web multiusos

Toda esta funcionalidad y archivos que sobran, hacen que tu web:

  • A nivel de código, sea más compleja, más «sucia» y más difícil de mantener.
  • Sea más pesada y tarde más en cargarse.

Esto molesta cada vez más a los usuarios, que navegan con prisas o lo hacen desde el móvil con conexiones más lentas.

Pero sobretodo es un factor que Google tiene muy en cuenta a la hora de posicionarte en sus búsquedas.

 

Conclusión

Como ves, la elección de una plantilla para tu página web no es sólo una cuestión estética.

Tienes que tener en cuenta otros aspectos importantes, si no quieres tirar el dinero o, lo que es peor, tu tiempo y energía.

No quieres que tu web tenga los efectos más llamativos.

Quieres conectar con tu audiencia y conseguir que tus visitas se conviertan en clientes.

Y eso sólo se consigue con un equilibrio entre diseño (belleza y buena experiencia de usuario), funcionalidad (optimización de código) y estrategia de negocio.

 

Compartir: 
Come up